Competencia por el turismo de bodas

México, República Dominicana y Puerto Rico buscan capturar mayor participación en este segmento
vr0811018-bodas1
Por Carlos Antonio Otero, EL VOCERO 4:00 am

Ante las amplias oportunidades de crecimiento que ofrece el sector de Bodas de Destino, y el reciente reconocimiento de Puerto Rico entre los primeros 10 lugares para esta actividad por USA Today, cada vez los representantes del sector aumentan sus estrategias para sobresalir en el mercado regional.

Países como México, República Dominicana, Jamaica, las Islas Vírgenes y Puerto Rico ya poseen o refuerzan nichos emergentes en este segmento, mientras se mantienen atentos para complacer a los viajeros que buscan hacer de su casamiento una experiencia inolvidable fuera de su país de origen.

En esa ola se subió recientemente el Hotel Howard Johnson de Isla Verde, que anunció su entrada a este segmento del mercado turístico, donde las principales hospederías de la Isla ya participan aunque todavía no represente su mayor volumen de estadías y negocio. A nivel mundial, el turismo de bodas genera alrededor de $8 mil millones.

Según datos del Registro Demográfico de Puerto Rico, al cierre del 2013 se habían concedido certificados de salud para casamientos de destino en la Isla a unas 842 personas.

Para la Compañía de Turismo de Puerto Rico, las Bodas de Destino son parte de su estrategia para diversificar la oferta turística local, sobre todo ante la popularidad que ha recibido la región para estos eventos, con Cancún en México como el competidor tradicional y el más fuerte. Otros mercados que se han hecho de un espacio incluyen a Colombia, y otros emergentes como Guatemala.

Felipe Cervantes, Gerente General del Howard Johnson en Isla Verde, anunció en días recientes el lanzamiento oficial de sus estrategias para atraer al visitante que busca instalaciones apropiadas para realizar su casamiento.

“En los Estados Unidos, más de 2.3 millones de parejas contraen nupcias todos los años, cifra que representa más de $72 millones al año. El Howard Johnson se encuentra encaminando esfuerzos para atraer un porciento más alto de bodas de destino, así como un porciento de las lunas de miel que representan sobre $8 millones cada año”, expresó Cervantes.

Hace unas semanas, USA Today publicó el 10Best Reader’s Choice sobre los lugares predilectos de sus lectores para la celebración de bodas y Puerto Rico encabezó la lista. Para apoyar esto, destacaron el acceso aéreo y marítimo, la variedad de opciones para cada presupuesto y gustos, instalaciones modernas para realizar el evento nupcial y la facilidad que provee a los estadounidenses el no tener restricciones de pasaporte al viajar a la Isla, informó entonces Ingrid Rivera Rocafort, directora de la Compañía de Turismo.

Cervantes, por su parte, destacó que al aumentar los esfuerzos para incrementar su participación en este sector, “la promesa del hotel será servir como un gran facilitador de bodas, haciendo de la experiencia una libre de ansiedades y percances. Al mismo tiempo contribuir con elementos esenciales y el toque personalizado que excedan la visión y las expectativas de cada pareja”. Habló de sus salones y restaurantes para atender las expectativas de los visitantes, como el Salón Vista del Mar y el Piano Bar, entre otros.

La estrategia de Turismo en este segmento, busca atraer más visitantes de Estados Unidos y de otros países para que realicen sus casamientos en Puerto Rico. Rivera Rocafort explicó que los meses de mayor celebración de bodas de destino son los de temporada baja para la industria local del turismo, y esto permite que puedan compensar la reducción tradicional que experimentan los hoteles y la industria en general.

En México, Cancún ha sido un destino tradicional de bodas que cada año reporta un aumento considerable, al punto que al 2013 registró la celebración de 18,000 casamientos, según datos oficiales. Estas le representaron ingresos a la actividad económica de $420 millones el pasado año.

Según la secretaría de turismo de México (Sectur), cada año los estadounidenses realizan un promedio de 140 mil bodas fuera del país, y eligen a México como su segundo destino preferido. Reconocen como competencia en la región a Jamaica, República Dominicana y Puerto Rico.

Generalmente, los que optan por celebrar su boda en un destino distinto al que residen son personas afluentes y además de los gastos propios del evento, sobresalen los gastos en estadías para familiares, amigos e invitados, lo cual le inyecta una cantidad considerable de ingresos al destino.

La República Dominicana, cuyo turismo es de los más fructíferos en el Caribe, también busca abrirse mayor espacio en el turismo de bodas y durante los últimos tres años registró 5,170 casamientos de extranjeros, según datos de la Junta Central Electoral (JCE), citados por DiarioLibre.com

Carlos Antonio Otero, EL VOCERO

Editor de la sección de Economía del periódico EL VOCERO.


Noticias Relacionadas

Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir