Continuar a ElVocero.com

Conflicto a la vista

De acuerdo a la fuentes, el exsacerdote Mercado Viera ya había discutido con el fiscal González Antongiorgi diciéndole que se acordara que él lo había ayudado a anular su matrimonio
curas-pedofilos
Por Redaccion, EL VOCERO 4:10 am

Miguel Rivera Puig y Yennifer Álvarez Jaimes, EL VOCERO

El caso criminal que abrirá el Departamento de Justicia contra el exsacerdote Edwin Mercado Viera se complica, no solo porque las alegaciones de abuso sexual ya habían sido descartadas por el Ministerio Público en 2010, sino porque fuentes de EL VOCERO aseguran que el fiscal de Distrito de Arecibo, Wilson González Antongiorgi, pudiera tener un conflicto de intereses en el caso.

Aunque el Ministerio Público determinó en 2010 no radicar cargos por falta de evidencia contra el exsacerdote Mercado Viera, la Fiscalía de Arecibo está lista para radicar cargos este próximo jueves contra el religioso por alegado abuso sexual contra un jovencito en hechos ocurridos en 2009.
               
Mercado Viera, uno de los seis sacerdotes expulsados de la Diócesis de Arecibo, fue citado para el próximo jueves al Tribunal de Arecibo, confirmó el fiscal general, José Capó, sin dar información sobre las alegaciones de los hechos.
               
El caso de Mercado Viera se discutió públicamente, no solo porque el Vaticano lo expulsó, sino por un informe de incidente de la Policía de Puerto Rico- en poder de EL VOCERO- con fecha del 11 de mayo de 2010, que reporta que la fiscal Marie C. Amy, determinó no radicar cargos por falta de evidencia para sostener el caso en un tribunal en contra del exsacerdote.
               
En el informe, se detalla que el alegado incidente contra un menor ocurrió en 2009, y la denuncia fue hecha por José Cedeño, funcionario de la Oficina de Emergencias Sociales del Departamento de la Familia.
               
Una fuente de este rotativo indicó que en aquel entonces la fiscal Amy no encontró evidencia para radicar cargos “porque el menor en su declaración inicial dijo que no estaba seguro si soñó el suceso o si ocurrió en realidad”.
               
Hace poco más de una semana, el fiscal general, José Capó, confirmó a EL VOCERO que ordenó al fiscal del Distrito de Arecibo, González Antongiorgi, retomar el caso. Capó no quiso entrar en los detalles del caso para no dañar la pesquisa.
               
Sin embargo, otra fuente de EL VOCERO dijo por separado, que en la reciente investigación que lleva el Ministerio Público, se pudo identificar que en 2010 el menor fue obligado a mentir sobre los hechos en su declaración. Se desconoce si otros menores pudieron ser víctimas de alegado abuso sexual por parte del ahora exsacerdote.
               
El caso se complica más, debido a que fuentes de este rotativo, aseguran que el fiscal González Antongiorgi había solicitado la ayuda del entonces sacerdote Mercado Viera, para anular un matrimonio que se había oficiado bajo el rito católico. A juicio de entendidos en el tema, esta situación coloca al representante del Ministerio Público en un conflicto de intereses.
               
De acuerdo a las fuentes, el exsacerdote Mercado Viera ya había discutido con el fiscal González Antongiorgi, diciéndole que se acordara que él lo había ayudado a anular su matrimonio.
               
EL VOCERO solicitó una reacción del fiscal González Antongiorgi o del fiscal general Capó sobre el posible conflicto de intereses pero al cierre de esta edición no se obtuvo una respuesta.
               
En tanto, el representante legal de la Diócesis de Arecibo, Frank Torres Viada, dijo en entrevista con este rotativo, que la citación para radicar cargos en contra del exsacerdote Mercado Viera confirma la postura de la Diócesis de que con la información entregada al Departamento de Justicia era suficiente para llevar a cabo una investigación y radicar cargos de ser necesario.
               
“La radicación de los cargos reafirma y reitera lo que ha sido la posición de la Diócesis desde un inicio de que la información que se produjo al fiscal de Distrito era suficiente para que se encausara la investigación y las acusaciones sin intervenir en los derechos de intimidad y libertad de culto”, sentenció el licenciado Torres Viada.
               
Sobre la petición del Departamento de Justicia para que la Iglesia Católica revele los nombres de las alegadas víctimas de abuso sexual por parte de los sacerdotes expulsados, el próximo viernes 7 de marzo se iniciará el desfile de prueba en el Tribunal de San Juan, indicó Torres Viada.


Noticias Relacionadas

Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir