Continuar a ElVocero.com

Costará más encender la hornilla

Representantes del sector de gas licuado anticipan aumento en el precio al detal en los próximos días
vr0116018-gasBW-60p
Suminstrada
Por Ileanexis Vera Rosado, EL VOCERO 4:00 am

La baja en el petróleo no ha sido suficiente para detener el alza en el precio del gas licuado, el cual se estima que entre los próximos días supere los $100 el cilindro de 100 libra.

El licenciado Carlos Declet, propietario de Santurce Gas, explicó que por meses las plantas han absorbido costos hasta alcanzar niveles insostenibles que los obliga a transferirlos a los consumidores. El principal uso del gas licuado en la Isla está asociado a la cocción de alimentos, entre otros.

Según Declet, el índice del gas propano de Mt Belview Texas, por el cual se rige la industria, ha fluctuado desde octubre 2013 de entre unos .85 centavos a .90 centavos a $1.47 en días recientes.
Eso ha marcado una diferencia de unos .60 centavos más durante los últimos cuatro meses, cuantía que aseguró asumieron conscientes de que el consumidor no puede pagar un centavo más.

Agregó, que a dicha cantidad se le tiene que sumar .23 centavos por galón de aumento de la denominada crudita en el producto, lo que eleva el costo acumulado a .83 centavos por galón de propano.

“El aumento en el índice obedeció a las nevadas constantes y al frío ártico en Estados Unidos y Europa, recientemente. Para una idea precisa, un tanque de 100 libras aumentó casi $20 en ese periodo, uno de BBQ aumentó casi $5. Esos aumentos los hemos tenido que absorber, al punto de no poder aguantar más en el caso de las plantas independientes, y de la industria en general. Mi apreciación es que es inminente un aumento temporero drástico del producto, pues las empresas pequeñas y medianas no podrán aguantar más el empuje de precios”, manifestó Declet.

Dijo que “resulta contradictorio este escenario, ya que por lo general el petróleo ha arrastrado esto como sucedió en verano del 2008 pero en esta ocasión el aumento a la crudita y las tormentas invernales, arrastraron nuestro índice hasta crear la tormenta perfecta para este producto tan necesario para calefacción general y los usos agrícolas para preservar y secar las cosechas en el invierno”.

Añadió que desde octubre han experimentado las más fuertes alzas y las ganancias se han reducido. Aclaró, que muy pronto los tanques de 100 libras deberán reflejar un aumento de entre $5 a $10, los de 20 libras de entre $3 a $4 y el de granel entre 40 centavos a 50 centavos por galón.

Según el empresario, la industria ya ha visto reducidas sus ventas marcadamente. Como muestra sostuvo que años atrás el sector importaba 90 millones de galones de gas licuado al año, cuantía que se ha reducido a poco más de 60 millones.

En torno a la posibilidad de que se regulen los precios, el licenciado sostuvo no favorecerlo porque repercute en quiebras y cierres. Aclaró que se trata de una industria altamente regulada por seguridad y auto regulada por la competencia feroz que impera.

Por su parte, José Ojeda de Blanquita’s Gas en Toa Alta coincidió con las declaraciones de Declet, y aseguró que confrontan una situación muy similar y les resulta imposible asumir costos, por lo que impondrá nuevos precios que elevarán el precio del cilindro de 100 libras a los $100. “Ya no podemos absorber un costo adicional. Lo tenemos que pasar al consumidor si queremos permanecer operando o de lo contrario se tendrán que cerrar muchos establecimientos”, afirmó Ojeda.

En un sentido muy similar se expresó Ramón González de Empire Gas, quien aceptó que toda la operación local está sujeta a los vaivenes internacionales, lo que ha tenido su efecto en la industria de gas en general. “Los precios tenemos que subirlos porque no es posible absorber los recientes costos y nuestra operación no sería rentable. Casi mensualmente se impone un nuevo costo que ha elevado marcadamente nuestros costos operacionales”, puntualizó.

Por su parte, el Dr.Shopper, Gilberto Alvelo recalcó que es innecesario un aumento en el precio ya que por años el precio del gas licuado había bajado y dicha merma nunca le fue transferida al consumidor, lo que le representó miles de dólares en ganancias. “Ahora les subió el precio y de inmediato le quieren pasar el aumento al consumidor. De ganancias logradas en ese entonces que la utilicen ahora para mantener la operación en lo que pasa este periodo que muy pronto debe culminar. Lo que sucede es que aumentan el precio pero una vez se reduce la demanda en Estados Unidos y el precio vuelve a la normalidad, aquí en la Isla no los van a bajar”, afirmó Alvelo.

La industria ha estado bajo la observación de agencias como Hacienda y el Departamento de Asuntos del Consumidor por alegadas prácticas ilegales. Sin embargo, ambas agencias han aceptado públicamente que por años no han sido fiscalizados por nadie.

Actualmente, en Puerto Rico, la distribución de este derivado del petróleo está controlada por dos industrias: Empire Gas, que controlan el 80 % del mercado y Tropigas, con el 20 %.

Ileanexis Vera Rosado, EL VOCERO

Graduada de Maestría en Administración de Empresas de la Universidad de Puerto Rico, recinto de Mayagüez y egresada de la Escuela de Comunicación Pública de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras, con más de 20 años de experiencia como periodista en prensa escrita, radial y televisiva.


Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir