Crece la incertidumbre

Abogados especializados orientan a bonistas sobre la situación financiera de Puerto Rico
BeFunky_money-with-lock.jpg
Por Carlos Antonio Otero, EL VOCERO 4:15 am

Bonistas del Estado Libre Asociado (ELA) deberán reunirse hoy en Nueva York con abogados especializados de la reconocida firma Jones Day, para discutir sobre las finanzas de Puerto Rico y la posibilidad de que se opte por reestructurar la deuda de $70,000 millones.

Una vez trascendió la información ayer tarde en la publicación Financial Times, tanto la secretaria de Hacienda, Melba Acosta, como el presidente interino del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), José V. Pagán, negaron vínculo alguno con la reunión.

Dicha reunión, que se realizará a días de un posible regreso de BGF al mercado municipal de bonos a mercadear $500 millones, levanta mayor desconfianza sobre las gestiones que realiza la administración del gobernador Alejandro García Padilla para manejar las finanzas públicas.

El BGF planifica organizar un “web cast” para informar del estado finaciero local antes de terminar enero, mientras, se acerca la fecha en la cual Moody’s Investor Service podría degradar hasta chatarra el crédito local.
En declaraciones escritas en conjunto, Acosta y Pagán, indicaron que “como parte del proceso normal de las inversiones, no es inusual que los inversionistas privados se reúnan con asesores para hablar de una variedad de asuntos y entendemos que se dan reuniones de esta naturaleza periódicamente”.

“Nosotros no convocamos esta reunión, no fuimos invitados y ningún funcionario del gobierno participará de la misma. Durante el 2013 adelantamos de manera significativa la implantación de nuestros planes fiscales y de desarrollo económico y estamos decididos a continuar adelantándolos en el 2014. Según hemos dicho públicamente en el pasado, Puerto Rico tomará las medidas necesarias para continuar honrando sus obligaciones”, añadieron en comunicado de prensa, sin negar que la reestructuración esté bajo consideración.

En una entrevista la semana pasada, Acosta había rechazado la posibilidad de reestructuración.

El analista del mercado municipal de Nueva York, Robert Donahue, confirmó la existencia de la reunión y dijo que la misma surge en medio de “la exageración” de todas las partes, los que presentan un cuadro más grave de la economía de Puerto Rico, y el gobierno del ELA que reclama signos de mejoría.

Donahue indicó que la firma de abogados que organiza la reunión –con oficinas en las principales ciudades de 37 países- ha hecho lo mismo cuando han surgido situaciones similares en otras jurisdicciones. “El estrés es tanto sobre la situación de Puerto Rico, que siempre hay unas personas que se aprovechan para comprar y ganar dinero. Si todo el mundo le creyera al gobierno no se daría esta reunión”, comentó el analista desde Nueva York.

“Este artículo –de Financial Times- va en contra de lo que está haciendo el ELA. Esta reunión la anuncia una publicación de alto prestigio y esto da una perspectiva negativa –sobre la situación de Puerto Rico”, agregó Donahue.
EL VOCERO supo que personas de Puerto Rico asistirán a la reunión, como el ex presidente del BGF Alfredo Salazar, quien arribó anoche a Nueva York y dijo a este diario que fue invitado por Jones Day para participar en un panel que hablará sobre el crédito de Puerto Rico. También estará el abogado Samuel Céspedes Sabater, del Bufete McConnell Valdés, pero en su carácter personal.

“Lo que yo pretendo es hablar de los logros del país en los últimos meses, como las medidas que ha tomado el gobierno para evitar una degradación y proteger el crédito del la Isla. Jamás me prestaría para hablar de una posibilidad de un impago de la deuda. Vengo a decirle a este grupo de posibles inversionistas, compradores de nuestros bonos, que Puerto Rico es un lugar seguro y bueno para hacer negocios. Nada de reestructuración”, expresó Salazar a EL VOCERO.

Según el artículo de Financial Times, aunque se reconoce las medidas del gobierno de García Padilla para enderezar las finanzas públicas, como el alza en impuestos para allegarle más dinero a la caja de Hacienda, la duda acerca de un impago está presente. Además, señala que la crisis económica de la Isla imposibilita nuevas imposiciones ya que la deuda per cápita de los puertorriqueños es de unos $14,000 y el ingreso per cápita ronda los $17,000.

Otro factor que levanta alta preocupación es la tasa de desempleo, que en noviembre fue de 14.7%, el doble del promedio en Estados Unidos. A esto se suma que Puerto Rico legalmente no puede acogerse a la quiebra, como sí pudo la ciudad de Detroit.

En relación a la deuda de $70,000 millones con los bonistas, se informó que el ELA tiene que pagar entre $3.4 mil millones y $3.8 mil millones cada año durante los próximos cuatro años.

La periodista Alana Alvarez Valle contribuyó a esta historia

Carlos Antonio Otero, EL VOCERO

Editor de la sección de Economía del periódico EL VOCERO.


Noticias Relacionadas

Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir