En quiebra los mercaderes del templo

"Esta actividad comenzó bajo la doctrina de la súper Fe de la súper prosperidad que fue como secuela de recesión rampante que hubo en los Estados Unidos bajo el gobierno Republicano de Ronald Reagan donde se dieron filas de gente buscando ayuda del gobierno para poder comer".
vr0227008-240pBN-Iglesia
Por Gilberto Arvelo, Dr. Shoper 4:00 am

En la misma forma que los principales sectores de la economía han sido abatidos por la depresión económica llevando a muchos a las quiebra también hemos venido observando cómo los mercaderes del templo no han estado impunes a dichos embates económicos. En cualquier punto de la Isla de momento veíamos en una intersección de nuestras principales vías públicas a un individuo con un megáfono predicando a cabo de corto tiempo uno pasaba por la misma vía y el individuo ya no estaba debido a que ya había logrado su objetivo, montar su iglesia. Otra modalidad era cuando uno de los feligreses veía a su pastor guisando y venia y le serruchaba el palo montándole una iglesia al lado para hacerle la competencia. Esta actividad comenzó bajo la doctrina de la súper Fe de la súper prosperidad que fue como secuela de recesión rampante que hubo en los Estados Unidos bajo el gobierno Republicano de Ronald Reagan donde se dieron filas de gente buscando ayuda del gobierno para poder comer. Que muchos de esos ministerios poco serios al verse al borde de la quiebra idealizaron esas doctrinas las cuales son consideradas heréticas a nivel teológico por las Iglesias Evangélicas tradicionales conciliares. Veíamos a estos mercaderes del templo haciendo alarde de construir el templo más grande de la comarca ya que asumían que mientras más grande más feligreses asistirían resultando en más diezmos a recoger.

Estos mercaderes del templo generaron su propio legalismo doctrinal maltratando y enajenando a los miembros de sus congregaciones que no prosperaban económicamente acusándolos de que ello era así por que dichos miembros estaban en pecado delante de Dios y por eso no prosperaban económicamente. No podemos olvidar los imperios mediáticos creados por estos mercaderes del templo como resultado de ese afán de grandeza. Vimos a mercaderes del templo autodenominarse apóstoles, príncipes y escogidos. En la Isla cualquier mercader del templo de la noche a la mañana tenía una estación de radio con la excusa de que está promoviendo la palabra. Todo eso sucedía en la época de las vacas gordas. Pero que está sucediendo en las vacas flacas.

Estos mercaderes del templo han experimentado una erosión en sus arcas ya que a los feligreses quedarse sin su empleo, a muchos de los que trabajan le han reducido o el salario o la jornada laboral y otros han emigrado del país disminuyendo la base por la cual se establece el diezmo afectando los ingresos del mercader del templo. Vemos a muchos de esos templos grandiosos prácticamente vacío. Templos con capacidad de 5,000 personas en un servicio del domingo con 500 personas que lo que recogen en ofrendas no da ni para pagar la electricidad de ese servicio. En aspecto mediático vemos a estos mercaderes del templo a través de la radio y la tv desesperado pidiendo dinero para mantenerse en el aire. Ya los estragos de esta quiebra comenzaron a verse con la entrega de la estación de radio 1560am conocida como Pura Palabra por parte del concilio Fuente de Agua Viva al dueño original. Escuchamos a un pastor de una estación de radio de Juncos 1460am que en vez de estar predicando la palabra se pasa todo el día pidiendo y anunciando que el banco le va a embargar la estación o que la AEE le va a cortar la energía eléctrica.

Lo más increíble lo pudimos ver durante las recientes primarias del PNP por la presidencia de San Juan donde la Cadena NCN Televisión le vendió espacio al ex senador y candidato abiertamente homosexual cuando en dicha estación atacan constantemente a la comunidad LGTB. En una ocasión salió el programa pagado del candidato y el programa que venía a continuación era en Tribunal Cristiano donde uno de los principales panelistas es el Dr. Cesar Vázquez fiel opositor de la comunidad LGTB.
En este mismo canal también se promueve un reconocido mercader del templo cual busconea a través de la otorgación de certificados de santidad. Este mercader del templo promueve también un esquema piramidal de un alegado producto que ahorra gasolina cual es totalmente una farsa. Todavía no entendemos como la FRAPE lo tiene contratado como asesor de comunicaciones. Esto sin olvidarnos que este canal ha sido utilizado para estafar a los consumidores a través del esquema de los Dinares de Irak y cuyo director de dicho canal es uno de los principales corredores del capo de la estafa.
Pero no hay que ir muy lejos ya que también los católicos tienen sus esqueletos. Solo hay que sintonizar su estación de radio am a eso de las doce del mediodía para escuchar al moderador invitar a los radioescuchas a rezar un Padre Nuestro y tan pronto termina la oración viene con el tumbe empujándole otro de esos productos de dudosa reputación.
Entre las tácticas que utilizan estos mercaderes del templo para coaxionar a sus feligreses a que les de dinero es la de identificar con nombre el sobre donde dan las ofrendas para ver quien dio lo que ellos esperaban. Otra táctica es la del libreto de que en ese momento Dios le acaba de decir que había 10 personas que pasarían al altar con una ofrenda de $1,000 y como muchos no quieren verse mal ante la congregación se ven intimidados a dar un paso al frente. En ocasiones lo que hacen es que tienen a un plantón pre acordado para que dé el ejemplo y pase al frente y diga que estará respondiendo al llamado. Una táctica muy común es la del testimonio. En ocasiones vemos a individuos decir que lo poco que tenía se lo dieron al pastor. Pero cuando ese feligrés acude a su pastor para que lo ayude el pastor se convierte en un mercader del templo. En muchas ocasiones la solución que le brinda ese pastor es que se meta a la pirámide que está promoviendo.

En estos momentos proféticos veremos a muchos mercaderes del templo acogerse al capítulo 7 de la ley de quiebras. Veremos torres del oración y templos embargados por los banco. Veremos a muchos irse huyendo a Orlando detrás de sus víctimas. El querer mantener un estilo de vida de opulencia a nombre de los feligreses en estos momentos de depresión


Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir