Continuar a ElVocero.com

Piscinas, sequía…y el “caserío”

"Todos tenemos que vivir en orden, respetar las leyes y los reglamentos. Ese es el mejor legado que le podemos dejar a nuestros hijos para que puedan vivir el futuro en paz".
shutterstock_39989011
Por Alex Delgado 4:00 am

La pasada semana el administrador de la Administración de Vivienda Pública, Gabriel López Arrieta, anunció que se cancelaran los contratos vivienda de residentes de residenciales públicos que violen el reglamento del Departamento de Vivienda Federal al tener piscinas en las áreas comunes de dichos complejos de vivienda.

Hoy nos quejamos que en la isla se vive “algarete”, en el sentido de que todo el mundo hace lo que le dá la gana, que vivimos sin orden y que violamos, por ejemplo, las leyes de tránsito constantemente. Sin embargo, cuando “cruzamos el charco” y estamos en “la estadidad” somos los más respetuosos, paramos en “Stop”, cedemos en “Yield” y hasta nos bajamos del carro y ayudamos a la viejita a cruzar la calle. ¿Aquí? Aceleramos con luz amarilla para, al final, cruzar en luz roja, en los “Pare” vemos “Coca Cola”, y entendemos los “Ceda” son para que los demás nos cedan el paso a nosotros. Si la viejita va cruzando la calle, la esquivamos y casi le damos con el retrovisor.

Hace unos días comentaba a un amigo que los puertorriqueños que vivimos aquí, somos los mismos puertorriqueños que se fueron a Estados Unidos, Europa, Asia o America Latina. ¿O es que usted cree que los que se fueron no se “comían” la luz roja, aceleraban en la amarilla, y no seguían en el “Pare” cuando vivían acá? ¿Porqué aquí nos comportamos de una manera y en Estados Unidos de otra? En gran medida porque allá hay que respetar la ley y el orden, hay unas consecuencias si hacemos lo contrario. Se supone que aquí también, pero se mira hacia el lado para no incomodar a los que votan en las elecciones.

Si hay una regla que indica que no se puede tener piscinas en los residenciales, esa regla hay que seguirla, punto. Así como usted y yo tenemos que seguir las reglas para vivir en un orden, todos tienen que seguirlas. No podemos seguir estableciendo un orden para que unos lo cumplan y otros no. ¿Cómo le enseñamos a nuestros hijos a respetar las reglas de convivencia si somos los primeros que las violamos? En un país donde se habla de que hemos perdido nuestros valores y que tenemos una juventud perdida, ¿esa es la forma de enderezar a nuestra futura generación? ¿Enseñarle que aquí se hace “lo que me da la gana”? ¡No señor!

Veía en TV a unos residentes reclamar que ellos no son los responsables de que los embalses de agua estén en nivel de alerta por falta de lluvia. Tienen toda la razón. ¿Y? ¿Quién los ha responsabilizado por ese problema? En primer lugar es responsabilidad de todos hacer buen uso de este recurso natural. En segundo lugar, haya o no haya sequía, si hay unas reglas que dicen que no se puede tener piscina en “X” lugar, pues no se puede.

Otra persona trae el asunto del entretenimiento de los niños. ¿No hay canchas de baloncesto? ¿No hay video-juegos? ¿No tienen bicicletas? Digo, y si tienen para una piscina de $300.00, deben tener para comprarles una buena bola de baloncesto o una bicicleta. Ciertamente los niños son “insaciables” a la hora del entretenimiento. Pueden tener 20 cosas en sus casas y no falta el “estoy aburrido”. ¿Qué le digo a mis hijos? “Pues busque qué hacer con todo eso que tiene en el cuarto”. ¿Viola usted los reglamentos de la comunidad donde vive porque su hijo esta aburrido y necesita entretenimiento?

En el residencial Luis Llorens Torres se quejaban de cómo los niños combatirían el calor si no les dejaban tener las piscinas. En el caso específico de este complejo residencial, está a 3 minutos (caminando) de la playa de Ocean Park. Entonces no entiendo el argumento de combatir el calor.

¿No formamos el reperpero con el ex-representante José Luis Rivera Guerra por no seguir las reglas en la construcción de su residencia? ¿No hubo una controversia por la piscina y si la llenaba con agua de “la pluma” o de la lluvia? ¿No le metímos el dedo en el ojo hasta que renunciara a su escaño? Entonces, ¿debemos fiscalizar que los de un nivel socioeconómico alto o mediano siga las reglas, y en el nivel socioeconómico más bajo debemos mirar para el lado?

Aquí ninguna persona de alto nivel social puede estar por encima de la ley y las reglas. Una persona de mediano o escasos recursos tampoco. Todos tenemos que vivir en orden, respetar las leyes y los reglamentos. Ese es el mejor legado que le podemos dejar a nuestros hijos para que puedan vivir el futuro en paz. Viviendo a lo “Pepe…” no lo vamos a lograr. Si no les enseñamos y ellos aprenden a lidiar con pequeños detalles del orden, mucho menos van a lidiar con los más complejos.

Alex Delgado

Director de @NotiUno630, Periodista de Jugando Pelota Dura TV/Canal 3 y 40, Columnista El Vocero.


Noticias Relacionadas

Nuestras Voces


Nuestras Voces

Subir